CONOCIENDO CAJ CHAI TEAHOUSE, DESCUBRIENDO EL MUNDO DEL TÉ

lunes, noviembre 20, 2017


La cultura del té es tan antigua como fascinante, su origen se remonta al siglo 250 A.c. cuando el emperador Chino Shen Nun descubrió la infusión de las hojas de la planta llamada (Camellia sinensis)
Hoy en día es la segunda bebida más consumida después del agua y actualmente se cultiva en más de cuarenta países, pero su mayor productor y consumidor viene de Asia, donde sus habitantes además de atribuirle propiedades beneficiosas para la salud; el sentido espiritual es de gran valor ya que gracias a su componente L-teanina mantiene alerta los sentidos.

Los monjes budistas lo beben para meditar porque te mantiene "despierto pero con calma", virtud y esencia de esta bebida al igual que  la  filosofía Zen. 

Os invito a conocer una tetería muy especial ubicada en las calles históricas de Barcelona, llamada Caj Chai Teahouse y de paso conocer a Antonio el responsable de este proyecto, en el cual ya lleva trece años y en el camino del té más de veinte. Él no solo comercializa con el tè, es todo un Tealovers, que lo vive de una manera especial y con mucha pasión.

Basado en su experiencia, cuando vivió en Praga en los años noventa, después de la caída del muro de Berlín en la revolución del Terciopelo, la gente empezó a viajar y algunos amantes del Tè llevaron a la ciudad el tè en hoja, procedente de diferentes lugares entre ellos Taiwán, China y Japón, fue allí donde empezó todo, al poder apreciar las variedades de cada país, su aroma, textura, olor en fin todas las cualidades que tiene el Tè. 

"Me atrapó el camino del Tè,  la variedad inabarcable, donde no dejas de aprender nunca, incluso año tras año, cosecha tras cosecha nunca es el mismo Tè. Con el paso del tiempo vas valorando y va creciendo tu conocimiento y no dejas de aprender, siempre tienes la curiosidad, que hay de nuevo en cada cosecha y claro al tener la tetería también conoces a los productores, los cultivos, el trabajo que hay desde el inicio hasta llegar a probarlo." 

Y como buen experto Antonio nos invitó a degustar un Tè Oloong (Tè Azul en Europa) llamado "Baozhong" de Taiwán, un té muy especial, una categoría entre el verde y el negro debido a su oxidación. 

Cuando tienes la oportunidad de probar el té de manos de un experto, es cuando valoras los detalles mas pequeños, las teteras, el ambiente; hacen que esta bebida tenga un componente místico.


"El Tè es una planta muy especial que necesita la mano del hombre para difundirla, los árboles del tè que me apasionan no son de cultivo masivo, el valor que me enamora es el cultivo salvaje, ecológico.  Sí tomamos el tè como algo saludable, su procedencia y su cultivo deben ir acorde con el propósito."








Caj Chai Teahouse  cuenta con dos espacios maravillosos, en el primero disfrutamos de una pequeña demostración de la Ceremonia del Tè, donde percibimos una energía especial, prestando atención en los detalles como los utensilios elaborados por artesanos, entre ellos; Petr y Mirka de Potsandtea; que reflejan todo un arte en la tetera, en la tazas, cada uno diferente y especial. 

Antonio mensualmente hace actividades de degustación, cata y ceremonias en este espacio. Al final os dejare el link de su web donde podéis consultar todas las actividades relacionadas al mundo del Tè. 


El segundo local, se encuentra al costado, donde podéis disfrutar de  una variedad de maravillosos Tés, un lugar donde puedes estar tranquilo, desconectar totalmente (no hay cobertura) y descubrir todas las variedades de tè y si eres un novato en el tema ¡No te preocupes!  allí te aconsejaran y te darán las pautas para tomar una buena taza de tè.


"Incorporo el Tè en mi vida para ser mejor persona, porque estoy en el camino del Tè, porque en la preparación del tè lo tomo como un microcosmos de lo que yo quiero lograr en mi vida, donde pongo mi maxima atencion en lo que estoy haciendo y esos valores son los que quiero incorporar en todos mis actos, en mi vida..."






Ha sido una verdadera experiencia el conocer su filosofía de vida, su pasión por el mundo del té y poder disfrutar de una de las ceremonias del té, llenas de historias y vivencias.

"El té es cultura, el café se ha convertido en un hábito."

Os invitamos a desconectar y vivir de este fascinante lugar y abrir nuestros horizontes mentales, espirituales y físicos.



Equipo The World Kats Magazine
Editora: Zulma Sanchez.
Fotógrafa: Karina Casquero

20 comentarios

  1. A mí el té me gusta, pero no me apasiona; es algo que va por épocas. Sin embargo, lo de los rituales en torno al té es algo que me fascina. Me parece increíble como algo tan aparentemente sencillo como poner unas hojas en agua caliente pueda estar tan lleno de significado en determinadas culturas. En Japón asistí a una ceremonia de preparación del té y me encantó. Gracias por compartir

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    Pues yo empecé siendo un poco reacia a los tés y las infusiones y ahora me encantan (mis favoritos el chai y el matcha). Aunque tengo que reconocer que todavís no tengo la paciencia para todo el ritual que rodea el tomarse una taza de té (soy muy occidental para eso, jajaja)
    XoXo

    ResponderEliminar
  3. Que hermoso lugar, amo el té ❤ Me encantó la vajilla, esos cuencos son hermosos, siempre me preguntó, ¿la gente no se quemará al agarrarlos? Jajaja. De seguro ya están acostumbrados.
    Fue muy interesante leer sobre la historia de té.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Me parecen fascinantes todas las ceremonias de té que he visto (en vlogs). No es una bebida que me encante, me limito al té verde helado, pero las ceremonias son tan ricas culturalmente que es algo que tengo que hacer al menos una vez. La mayoría de ceremonias que he visto son de países árabes.

    ResponderEliminar
  5. Kualy:

    Hola! que entretenido! me encantaron los detalles de las teteras y las tazas, sin duda un lugar muy bonito por visitar, no tenía idea que los monjes tomban té para estár despiertos, he escuchado que el té verde tiene esa propiedad de energizar.

    Me encantaría poder ir un día a una ceremonia de té, la verdad es que no me había interesado antes, pero el enfoque que le das a tu entrada me da ganas de buscar una tetería acá en mi país (Chile)

    Besos.! Kualy

    ResponderEliminar
  6. Qué bonitas fotos y qué bonito lo cuentas, dan ganas de tomarse un té ya mismo, jeje. Muy chulo el post y gracias por la recomendación, ese tipo de té no lo conocía y después de leerte me muero probarlo. Un saludo

    ResponderEliminar
  7. Holaaaaaa!
    Me encantan las fotos, pero la verdad es que no soy fan de los tés.
    Un besito, nos leemos^^

    ResponderEliminar
  8. Sin duda los asiáticos son la gente de las tradición. Todo es una ceremonia con ellos. Me.encanta tomar te verbales, de especias de flores.... a mis hijos les encanta también

    ResponderEliminar
  9. Me encanta el te y todo lo relacionado con él, también eso de tomarte tu momento para saborearlo! pero como dices si tienes la suerte de tomarlo de manos de un experto es otra sensación, otro disfrute la verdad! estoy segura que ha sido una experiencia diferente y inolvidable! las fotos son preciosas por cierto, ha sido como vivirlo en primera persona!

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola!
    Me encanta el té... aunque sea solo para olerlo. Soy intolerante a todo tipo de infusiones, tés...así que me pierdo los múltiples beneficios que tienen y como no, asistir a las actividades como las que hacen en Caj Chai.
    A pesar de no poder consumir, sí me gusta todo lo que lo rodea. Es decir, la ceremonia en sí, el significado de la misma,etc. porque considero que el té no es solo una "hierba seca" que se pone a infusionar con agua caliente, es mucho más, dejando a un lado, como he dicho, los beneficios que aportan cada uno de ellos.
    Le pasaré la información a una amiga loca por los tés, y si se anima, aunque sea solo un hábito, tendré que conformarme a tomar un café mientras ella se culturiza jajaja.
    Gracias por presentarnos a Caj Chai y a Antonio.
    Besotes

    ResponderEliminar
  11. Hola! Muy buena reseña. Me he quedado con unas ganas enormes de llegar a Caj Chai y hacer todo un viaje por la cultura del té. Lástima que estoy al otro lado del mundo. Te cuento que a mí me encanta el té. En mi natal República Dominicana el té es más bien algo medicinal y las abuelas siempre están preparando té de manzanilla para los nervios, de orégano para el estómago revuelto o de 'guanábana para aumentar la producción de leche materna. Creo que por eso siempre identifico el té con algo benigno. Generalmente me tomo una taza de té como a mitad de mi día de trabajo. Siento que me ayuda a bajar el estrés y a terminar el día. Gracias por compartir. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  12. Hola guapa
    Sabía que el te era antiguo pero no sabía que tenia tanta historia, como bien dice esa frase final, el te es cultura.
    La verdad es que parece un lugar muy relajante, es perfecto para poder desconectar y beneficiarse de todas las cosas buenas que nos puede aportar el te
    Un besazo

    ResponderEliminar
  13. Me gusta mucho el té pero creo que nunca compraría las infusiones, oh diablos soy tan poser!! Pero eso sí, siento que es todo un arte y muy pocas personas lo notan D:

    ResponderEliminar
  14. Yo depende de que época se trate soy más o menos amante del té, aunque poco a poco he ido dejándolo y ya casi nunca tomo. Pero desde pequeña me ha fascinado el mundo alrededor de la ceremonia del té, el simbolismo, la cantidad de intención, de lo que se dice sin decir nada, me encanta. Y las teteras se ven geniales, la cerámica tiene ese no se qué que de la calidez necesaria para el espíritu del té. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. A mi me gusta el té desde hace tiempo pero claro que tengo mis favoritos y el Chai me encanta por la fusión de sabores del cada momo, canela, te negro y en ocasiones con ginger es una delicia pero es verdad que hay que saber prepararlos para aprovechar bien sus propiedades de cada 🌿 hierba 🌿.

    ResponderEliminar
  16. Lo cierto es que el té no me llama mucho, y alguna vez que he comprado té, al final ha quedado olvidado en el armario o solo para ofrecer a las visitas. Aunque leyendo tu post, me has dado una visión diferente y es lo que transmite la ceremonia del té. Hubo un tiempo que lo que si bebía era té marroquí y ese si que me gustaba porque tenía un toque distinto. Ademas, lo ví preparar y no es como cuando yo me lo hago en casa. Besos

    ResponderEliminar
  17. Buff este es el paraíso para los amantes del té, la verdad. Menudo ritual! Reconozco que a mí me encanta tanto el té como las infusiones pero no soy tan sibarita y ni mucho menos tengo tanto conocimiento acerca del tema pero desde luego tengo claro dónde debo ir cuando vaya a Barcelona y quiera darme un homenaje. Muaksss

    ResponderEliminar
  18. He estado en varias teterías y conozco varias tiendas que venden casi en exclusiva tés y complementos relacionados. Pero en ninguno de esos sitios realizan un ritual como el que nos habéis contado. Gracias por tanta información nueva, chicas, bss!

    ResponderEliminar
  19. Hola wapa! A mi no me gusta el te, creo que seré de las pocas que no le gustan pero me ha gustado conocer un poco más su historia. Y las fotos me han gustado mucho. Bsss

    ResponderEliminar
  20. Amo total y completamente al té, me encanta en hebras porque el sabor y el olor es más intenso, tienen aromas espectaculares. Amo ir a comprar paquetes de hebras y difusores jajaja creo que soy feliz en esos momentos! Me alegro que la hayas pasado tan bien en esta experiencia, el té es un viaje de ida!

    ResponderEliminar